Valentina Gahona: «Si una patinadora no tiene mente fría, no tiene chance de triunfar»

Practica desde los 7 años, pero sólo a partir de 2012 comenzó a hacerlo a nivel profesional. Pese ser una deportista novel, los frutos no han tardado en llegar: Ya es 17 en el mundo de la categoría Junior.

Valentina Gahona sólo tiene 17 años, pero ya comienza a conocer los frutos del esfuerzo y la dedicación a su pasión: el patinaje artístico.

Alumna del Colegio Pedro de Valdivia de Peñalolén, su reciente participación en el Mundial de la especialidad en Taipei, China, en noviembre pasado la ubicó en el puesto nro. 17 de la categoría Junior. Tras una impecable participación, obtuvo un puntaje de 377.300 unidades.

v_gahona_final

“Fue una experiencia única. Quedé muy feliz con los resultados para haber sido mi primera experiencia internacional”, nos cuenta. Fue una verdadera aventura, pues “iba con mucho miedo, pues soy relativamente nueva en el medio, por lo que no me hice expectativas”.

“El nivel de exigencia era muy alto, pues al Mundial van las mejores”, reconoce, aunque “todo es mejorable y trabajable”. Para ello, se trasladará en febrero próximo a Argentina para hacer la pre-temporada de cara a los compromisos de 2014.

Inicios y ascenso  

Su romance con el patinaje artístico comenzó cuando cursaba apenas 2° Básico, ya que “se me dio muy fácil, y tras sólo cuatro meses de entrenamiento, fui invitada a conformar la selección de mi colegio”. Los triunfos no llegaron de inmediato, sino que “tardé al menos tres años en conseguir un 1er. Lugar”.

Ya en 2008 se federó “con el fin de competir profesionalmente”. Si bien la base forjada en sus años de colegio, “tuve que partir desde cero”. Para nivelar la desventaja, estuvo dos años en la modalidad “Freedance”, en el club Sol de Ñuñoa con Marisol Villaroel. Actualmente ficha por el club Pucará.

Ya en 2012, logró meterse en un Sudamericano en la categoría Junior, tras un salto de Cadetes sin pasar por la Juvenil.  El evento se realizó en Chile en octubre de 2012. Logró controlar la ansiedad gracias a la ayuda del preparador físico facilitado por la Federación Chilena de Hockey y Patinaje.

Fotografía Cortesía LUN

Fotografía Cortesía LUN

“Su apoyo es fundamental, así como el de la familia. Sin embargo, la fortaleza mental hace la diferencia. Una patinadora que no tiene cabeza fría, no tiene chance de triunfar”, sentencia.

Planes y apuestas a futuro

“Nunca ha sido una opción no ir a la universidad”, nos cuenta. Valentina desea y sabe que podrá compatibilizar los estudios superiores con una carrera deportiva: “Si tienes las metas claras y quieres hacerlo, podrás hacerlo”. Su sueño es estudiar algo vinculado al área de la salud, específicamente, Medicina.

Valentina es un verdadero ejemplo de que cuando se tienen objetivos claros, se puede avanzar y concretar sueños.

¡Felicitaciones por tu entrega!

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE